¿Como afecta el sedentarismo a nuestros hijos?

¿Como afecta el sedentarismo a nuestros hijos?

1.- El sedentario está vinculado a un aumento de la incidencia de cáncer, demencia, diabetes, enfermedades cardiovasculares, estrés, entre otras. ¿En los niños afecta de la misma manera?

La etapa de la infancia-adolescencia es la base en la que se sostendrá el estilo de vida del adulto. Si el niño es sedentario, tiene un 80% de riesgo de ser un adulto sedentario, y muchas de estas enfermedades crónicas que nombras no aparecen de un momento a otro, sino que requieren de largos períodos de tiempo expuesto al factor de riesgo: Así como el fumar no te mata durante el primer año, el sedentarismo provoca un daño silenciosamente sostenido a lo largo del tiempo.

2.- ¿Qué actividad física hay que propiciar en los niños para que se forme el hábito y permanezca hasta la adultez?

Es importante diferenciar las edades al momento de decidir cuáles son las mejores actividades a realizar, tanto por el desarrollo físico como por la madurez psicomotriz que van adquiriendo a medida que nuestros niños crecen.

Antes de los 6 años se recomiendan al menos 2 horas diarias de actividades libres supervisadas, sin imposición de reglas ni metas definidas; que fomenten el movimiento espontáneo de acuerdo a las potencialidades de cada niño. Mientras más activos sean a esta edad, mejor motricidad y fuerza tendrán, lo que les dará las herramientas necesarias para realizar sin mayores problemas las actividades y juegos que vendrán en la época escolar.

Entre los 6 y 12 años deberían realizar al menos 1 hora diaria de actividad física con intensidad moderada-vigorosa que puede ser combinando lo aeróbico con el trabajo de fuerza, agregando reglas básicas y metas si es necesario.

Como les traduzco esto: deben jugar con sus amigos fuera de casa. ¿Qué juegos? Bueno, para eso volvamos a nuestra infancia: saltar la cuerda, las naciones, el pillarse, el caballito de bronce, andar en bicicleta, subirse a los árboles, ¡hacer carreras… lo que les entretenga y les guste! Una hora de juego espontáneo gasta más energía que una clase de educación física en el colegio.

Un niño que juega diariamente fuera de casa durante su infancia, tiene menos riesgo de ser sedentario en la vida adulta.

3.- En Chile la obesidad infantil es alta. ¿Cuánto podría contribuir la actividad física a reducirla o a combatirla?

La obesidad es una patología crónica multifactorial de muy difícil manejo. Se han invertido millones de dólares en programas de prevención interviniendo el área social, educacional, cultural, el desarrollo urbano, las familias, etc. Y muy pocos han tenido un efecto sostenido en el tiempo.

Y en ese sentido es importante aclarar un concepto: el sedentarismo es un factor de riesgo INDEPENDIENTE de la obesidad. Nuestra batalla no debe centrarse en el peso: Una persona obesa pero activa, tiene menos riesgo de adquirir estas enfermedades crónicas antes descritas, en comparación con alguien de peso normal pero sedentario. Es por eso que debemos movernos, independiente de la condición física que tengamos ahora, debemos mantenernos en movimiento para vivir mejor y por más tiempo.

Dr. Francisco Verdugo Miranda

Pediatra Medicina del Deporte

Sin comentarios

Escribir comentario